Los grandes lucernarios aportan iluminación cenital y calidez

lucernarios

En el desarrollo de cualquier proyecto arquitectónico, y más en los edificios singulares, muchas veces no es posible iluminar naturalmente todos los espacios. Los lucernarios son la solución ideal para aprovechar al máximo la energía lumínica y la calidez que nos ofrece el sol.

Las configuraciones urbanísticas de nuestras ciudades a menudo no permiten iluminar adecuadamente algunos espacios interiores. Los lucernarios ponen en valor esos espacios arquitectónicos que, de otro modo, no tendrían ninguna posibilidad de iluminación natural. Los lucernarios permiten aumentar el confort de los usuarios del edificio, al no depender de la iluminación artificial durante las horas diurnas.

lucernariosLa luz natural es beneficiosa para el ser humano y colabora en la reducción del efecto del “síndrome del edificio enfermo”, tan habitual en los grandes edificios modernos. Gracias a los lucernarios, la estancia prolongada de las personas en espacios sin acceso a luz natural por fachada no se convertirá en un problema.

En edificios de uso doméstico, los lucernarios permiten aprovechar áticos y espacios bajo cubierta, ofreciendo el encanto y la calidez de disfrutar de la luz del sol o de una noche estrellada.

Hoy en día existen numerosas soluciones para lucernarios, desde los más modestos necesarios para iluminar una simple habitación hasta grandes lucernarios que iluminan espacios con capacidad para cientos de personas en edificios singulares.

El sistema Danpavault de Danpal permite muy diversos tamaños de lucernarios que se pueden proyectar sobre cubiertas de perfilería metálica o con estructura de hormigón. Una de las mayores preocupaciones de DanPal es la protección frente a los rayos UV. Sus paneles de policarbonato curvado con tecnología Microcell especiales para lucernarios de tipo bóveda garantizan una protección ampliada, además de una excelente difusión de la luz y un gran aislamiento térmico.

El diseño en bóveda de los lucernarios permite una mayor iluminación por metro cuadrado que los lucernarios planos. Además, su amplísima paleta de colores ofrece la posibilidad de crear distintos ambientes y participar en el diseño del interior del edificio mediante el color de los lucernarios y los distintos acabados de los paneles Danpal.

Danpavault ofrece una amplia variedad de radios disponibles para adaptarse a casi todas las distancias entre apoyos, y la posibilidad de instalar el lucernario a modo de cubierta autoportante o sobre estructura auxiliar. De gran durabilidad, los lucernarios de Danpal resisten fácilmente los efectos del granizo y son totalmente estancos.

Las grandes posibilidades de este sistema de lucernarios de bóveda de longitud ilimitada quedan demostradas en la cubrición de la Plaza de Toros de Illescas, donde se han proyectado varios lucernarios longitudinales paralelos que permiten el paso de la luz natural, además de crear un efecto de gran calidez durante la noche. Gracias a esta cubierta, la Plaza de Toros se utiliza también para conciertos y otros espectáculos, sin importar las condiciones meteorológicas o la época del año.

Comments are closed.